Significado del nombre Axel

Axel es un nombre masculino, de origen alemán y significa «Constructor de carros».

Significado y origen del nombre Axel.

Axel procede del alemán y significa «constructor de furgones». Procede del nombre «Achse», que tiene su origen como una variación del término nórdico «öxul”, La palabra inglesa“ eaxl ”y la vieja sajona“ ahsa ”.

Estos elementos tienen el significado de «carro» o «carro». Por consiguiente, posiblemente el nombre se originara de una manera de designar a quienes trabajaban en la construcción de furgones.

No obstante, otras fuentes señalan que el origen procede del idioma danés, derivado del nombre hebreo «Absalom». Según la Biblia, Absalón fue el nombre que recibió el hijo del rey David y significa «hijo de paz» o «mi padre trae la paz».

Asimismo hay rastros de que el nombre procede del escandinavo y, en consecuencia, puede representar «espada», «poderoso asegurador» o «sacrificio a los dioses».

Numerología del nombre Axel

Expresión de destino: El nombre Axel recibe el número 6, que trae a un individuo que tiene alma de artista. Le agrada meterse en todo lo relacionado con el arte, así sea mediante la música, la danza, el teatro o la pintura. Precisas un ámbito relajado para lograr desarrollar y entrenar tus talentos artísticas, preferentemente sitios donde prevalezca la hermosura y la armonía. Muy perfeccionista, no deja que se lleve a cabo nada de todas formas, en tanto que está atento a cada aspecto y nada le va a pasar inadvertido. Puedes trabajar como sicólogo, músico, compositor, instructor, psiquiatra, actor y trabajador popular. Un punto a trabajar en tu personalidad es tu inclinación al pesimismo.

Deseo del corazón: El nombre Axel recibe el número 6, que define a un individuo desprendida y compañera, siempre y en todo momento preparada para sugerir un hombro amable. Sabe entender lo que sucede en el corazón de la gente y, de ahí que, siempre y en todo momento consigue ofrecer buenos consejos. Le agrada contribuir a todos, sea quien sea, por el hecho de que no frecuenta evaluar las reacciones del resto. La persona que recibió este nombre tiende a ser muy sensible y reservada. Jamás olvida quién lo asistió una vez en un instante bien difícil y le corresponde de la mejor forma que puede. No charla de sus sentimientos con absolutamente nadie, pero desea localizar a alguien con quien comunicar sus días. En ocasiones puedes alejarte de otra gente por un tiempo, gracias a la necesidad de estar solo por un tiempo.